FireStation.

La biblioteca del parque.

  • nuevos mensajes por correo.

    Únete a otros 648 seguidores

  • Archivos

  • Estadísticas del blog

    • 1,781,422 hits
  • Visitas

  • Meta

PSICOLOGÍA DE LA EMERGENCIA: COMPORTAMIENTO HUMANO ANTES, DURANTE Y DESPUÉS DE EMERGENCIAS.

Posted by Firestation en 22/05/2017

psico emergencia

Posted in Psicologia en la emergencia | Leave a Comment »

ADR 2017

Posted by Firestation en 11/05/2017

Posted in Identificacion y Señalizacion MM.PP., Industria, Legislacion, Legislacion MM.PP., MM.PP., Riesgo Quimico | Leave a Comment »

MODELACIÓN DE RADIOS DE AFECTACIÓN POR EXPLOSIONES EN INSTALACIONES DE GAS

Posted by Firestation en 01/05/2017

Posted in Incendios, Incendios Industriales, MM.PP., Monografias / Articulos / Investigaciones, Riesgo Quimico, Teoria del fuego | Leave a Comment »

Tecnicas de uso de camillas para el rescate de victimas en entorno de estructuras colapsadas

Posted by Firestation en 26/04/2017

Posted in M. Rescate/P. Aux., Materiales, Rescate, Tecnicas de Intervencion | Leave a Comment »

Accidentes industriales que originan nubes multicomponentes.

Posted by Firestation en 16/04/2017

Posted in Incendios, Incendios Industriales, MM.PP., Monografias / Articulos / Investigaciones, Riesgo Quimico | Leave a Comment »

Gestion de espumas anti-incendios que contengan PFOS o sustancias relacionadas

Posted by Firestation en 01/04/2017

Posted in Agentes Extintores, Espumas | 1 Comment »

Tecnica y Formacion en Espeleologia

Posted by Firestation en 25/03/2017

Posted in Cuerdas y Nudos, Manuales, Rescate, Tecnicas de Intervencion | Leave a Comment »

Mayores incendios en lugares de reunión pública, discotecas y establecimientos comerciales.

Posted by Firestation en 19/03/2017

Los 10 incendios más mortales en lugares de reunión pública y discotecas en la historia de EE.UU.

Teatro Iroquois
30 de diciembre, 1903.
Muertes: 602

Discoteca Cocoanut Grove, Boston, MA
28 de noviembre, 1942
Muertes: 492

Teatro Conway, Brooklyn, NY
5 de diciembre, 1876
Muertes: 285

Salón de Baile Rhythm Club, Natchez, MS
23 de abril, 1940
Muertes: 207

Teatro de la ópera Rhoads, Boyertown, PA
13 de enero, 1908
Muertes: 170

Carpa del circo Ringling Brothers and Barnum & Bailey
6 de julio, 1944
Muertes: 168

Beverly Hills Supper Club, Southgate, KY
28 de mayo, 1977
Muertes: 165

Discoteca The Station, W. Warwick, RI
20 de febrero, 2003
Muertes: 100

Happy Land Social Club, Bronx, NY
25 de marzo, 1990
Muertes: 87

Teatro Richmond, Richmond, VA
26 de diciembre, 1811
Muertes: 72
Fuente: Archivos de grandes incidentes de NFPA
Actualizado: 11/12

Los 10 incendios mas mortales en discotecas en el mundo

Discoteca Cocoanut Grove, Boston, MA
28 de noviembre, 1942
Muertes: 492

Disco/Salón de baile, Luoyang, China. (El incendio comenzó en otra parte del centro comercial y se expandió a la disco.)
25 de diciembre, 2000
Muertes: 309

Salón de Baile Rhythm Club, Natchez, MS
23 de abril, 1940
Muertes: 207

Discoteca República Cromagnon, Buenos Aires, Argentina
30 de diciembre, 2004
Muertes: 194

Beverly Hills Supper Club, Southgate, KY
28 de mayo, 1977
Muertes: 165

Ozone Disco Club, Quezon City, Filipina
18 de marzo, 1996
Muertes: 160

Discoteca Lame Horse, Perm, Rusia
4 de diciembre, 2009
Muertes: 154 (mejor información disponible el 7 de enero, 2010)

Club Cinq, St. Laurent du Pont, France
20 de noviembre, 1971
Muertes: 143

Discoteca The Station, W. Warwick, RI
20 de febrero, 2003
Muertes: 100

Happy Land Social Club, Bronx, NY
25 de marzo, 1990
Muertes: 87

Fuente: Archivos de grandes incidentes de NFPA
Actualizado: 11/12

Incendios más mortales fuera de EEUU en tiendas de comida o bebida, desde 1970

. Supermercado Ycuá Bolaños, Asunción, Paraguay, 1 de agosto de 2004, 426 fatalidades, 510 heridos y 154 buscados. (Diario ABC, Asunción Paraguay, 8/09/04)
. Edificio de usos múltiples, Osaka, Japón, 13 de mayo de 1972, 118 fatalidades (el supermercado ocupaba el tercer y cuarto piso, la mayor parte de las fatalidades fue de ocupantes en la discoteca en el séptimo piso).
. Tienda de golosinas, Celaya, México, 26 de septiembre de 1999, 53 fatalidades (Fuentes solamente de medios de prensa).
. Edificio de 9 pisos de usos múltiples, Nanchong, China, 1 de marzo de 2002, 19 fatalidades (el fuego inicio en el departamento de comida) (Fuentes solamente de medios de prensa).
. Supermercado, Amagasaki, Japón 18 de marzo de 1970, 15 fatalidades.
Nota: la NFPA no tiene ningún record de incendios en los EEUU en este tipo de estructuras durante estos años con 15 o más fatalidades, con la excepción de un incendio en una heladería, que se incluye con tiendas de comida para propósitos de codificación, que fue resultado de un estrello de avión.

Fuente: Incendios conocidos por NFPA y grabados en la base de datos Organización de Datos de Incidentes de Incendios (FIDO, por sus siglas en inglés) de la NFPA.

Los 10 incendios estructurales más mortales fuera de EEUU en tiendas, desde 1970

. Supermercado Ycuá Bolaños, Asunción, Paraguay, 1 de agosto de 2004, 426 fatalidades, 510 heridos y 154 buscados. (Diario ABC, Asunción Paraguay, 8/09/04
. Mesa Redonda, Lima, Perú, 29 de diciembre de 2001, 280 fatalidades (Fuentes solamente de medios de prensa).
. Centro Comercial, Borneo, Indonesia, 23 de mayo de 1997, 130 fatalidades (Fuentes solamente de medios de prensa).
. Edificio de usos múltiples, Osaka, Japón, 13 de mayo de 1972, 118 fatalidades (el supermercado ocupaba el tercer y cuarto piso, la mayor parte de las fatalidades fue de ocupantes en la discoteca en el séptimo piso). 
. Tienda de 9 pisos, Kumamoto, Japón, 28 de noviembre de 1973, 103 fatalidades. 
. Tienda de 3 pisos, Tangshan, China, 14 de febrero de 1993, 80 fatalidades (Fuentes solamente de medios de prensa).
. Tienda de 3 pisos, Bogor, Indonesia, 28 de marzo de 1996, 79 fatalidades (Fuentes solamente de medios de prensa).
. Puesto de Mercado, Ciudad de México, México, 11 de diciembre de 1988, 62 fatalidades (Fuentes solamente de medios de prensa).
. Tienda de golosinas, Celaya, México, 26 de septiembre de 1999, 53 fatalidades (Fuentes solamente de medios de prensa).
. Centro Comercial, Jilin, China, 15 de febrero de 2004, 53 fatalidades (Fuentes solamente de medios de prensa).
Nota: la NFPA no tiene ningún record de incendios en los EEUU en este tipo de estructuras durante estos años con 50 o más fatalidades , con la excepción de un incendio en una heladería, que se incluye con tiendas de comida para propósitos de codificación, que fue resultado de un estrello de avión.

Fuente: Incendios conocidos por NFPA y grabados en la base de datos Organización de Datos de Incidentes de Incendios (FIDO, por sus siglas en inglés) de la NFPA.

Posted in Incendios, Incendios Urbanos, Investigacion de Incendios, Monografias / Articulos / Investigaciones, NFPA Journal, Siniestros Importantes | Comentarios desactivados en Mayores incendios en lugares de reunión pública, discotecas y establecimientos comerciales.

DGT – La ayuda psicologica en emergencias relacionadas con el trafico

Posted by Firestation en 08/03/2017

ayuda psico dgt

Posted in Primeros Auxilios, Psicologia en la emergencia, Rescate en Vehiculos. Descarcelacion., Tecnicas de Intervencion | Comentarios desactivados en DGT – La ayuda psicologica en emergencias relacionadas con el trafico

Tratamiento Ambulatorio de Quemaduras

Posted by Firestation en 25/02/2017

ambulatorio quemaduras

Posted in Monografias / Articulos / Investigaciones, Quemaduras | 1 Comment »

Prevención de muertes y lesiones de bomberos que trabajan en pisos dañados por el fuego.

Posted by Firestation en 17/02/2017

http://www.unovent.com/vdb/image/110_425_0

Los bomberos corren el riesgo de caerse de los pisos dañados por el fuego. El fuego que quema los pisos por debajo puede deteriorar de manera significativa el sistema de los pisos sin dar indicios a los bomberos que están trabajando encima de estos. Las estructuras de los pisos se pueden derrumbar minutos después haber estado expuestas al fuego; las vigas de madera procesada fabricadas con la nueva tecnología de construcción pueden deteriorarse antes que las fabricadas con los métodos tradicionales. NIOSH recomienda a los bomberos que tengan extremada precaución al ingresar a cualquier estructura que tenga fuego en la parte de abajo del piso.

Descripción de la exposición

Los bomberos corren el riesgo de caerse de los pisos dañados por el fuego. Los pisos pueden derrumbarse minutos después de haber entrado en contacto con las llamas. La alfombra, las baldosas de cerámica, el concreto liviano y las cubiertas similares de pisos pueden aumentar el peligro para los bomberos debido al peso extra que tiene que aguantar el sistema del piso y al aislamiento que estos materiales proporcionan, haciendo que el piso no se sienta caliente a pesar de que haya fuego por debajo.

Figura 1. Viga de madera procesada doble T
Figure 1. Viga de madera procesada doble T.
Foto cortesía de APA-Engineered Wood Association.

Todos los materiales de construcción a base de madera son más propensos a deteriorarse con la exposición al fuego. Estudios experimentales e investigaciones de NIOSH indican que los sistemas estructurales de vigas de madera procesada pueden deteriorarse antes que las estructuras de vigas de madera tradicionales. La diferencia en el tiempo de deterioro parece ser cuestión de minutos y es muy raro que los bomberos sepan cuánto tiempo ha estado ardiendo el fuego cuando llegan al lugar del incendio. Por consiguiente, los bomberos deben tener extremada precaución cuando trabajan en cualquier tipo de estructura expuesta potencialmente al fuego.

Las vigas de madera procesada doble T son una nueva tecnología en el sector de la construcción y ofrecen varias ventajas comparadas con los métodos de construcción tradicionales. La vigas de madera procesada doble T son por lo general prefabricadas con madera aserrada o compuesta tanto para las bridas de arriba como para las de abajo (generalmente 1 ½ a 3 ½ pulgadas de ancho) y alma vertical cubierta de madera contrachapada o tablero de virutas orientadas (OSB) (3/8 a 7/16 pulgadas de grosor) (véase figura 1). Las vigas de madera procesada doble T son más livianas, rígidas y no se alabean, ni doblan ni se encogen como los materiales tradicionales de construcción.

Este tipo de vigas también reduce el tiempo total de construcción y los costos de mano de obra debido a que su instalación es sencilla.

La vigas de madera procesada doble T se han comenzado a emplear más desde los comienzos de la década de 1990 y para el año 2005 se calculaba que se estaban usando en más de la mitad de todas las construcciónes con estructuras de madera [APA 2005]. Los cambios en la industria de la construcción impulsados por los avances de la tecnología y las necesidades de la sociedad indican que el uso de los productos de madera procesada seguirá creciendo.

La viga de madera procesada doble T tiene un perfil diferente que la viga de madera tradicional o aserrada ( estándar véase figura 2) y en las pruebas, ardió más rápidamente. Como ocurre típicamente, la parte fina del cuerpo de la madera se consumió primero (véase figura 3). Varios grupos llevaron a cabo pruebas para deducir el tiempo en que la madera tarda en deteriorarse, los más recientes fueron de Underwriters Laboratories (UL) [2008]; [Straseske and Weber 1988; Weyerhaeuser 1986]. Las pruebas UL muestran que el montaje de las vigas livianas prefabricadas (doble T) no protegidas puede deteriorarse en solo 6 minutos, y que el de las residenciales de construcción tradicional no protegidas se deteriora en menos de 19 minutos. Estudios anteriores en los que se usaron métodos de prueba diferentes indican tiempos más cortos de deterioro. Los resultados de estos estudios también demuestran que cualquier sistema de piso puede derrumbarse rápidamente y que las vigas doble T de madera procesada sin protección pueden deteriorarse en menos tiempo. Los resultados de los experimentos (en inglés) llevados a cabo por el National Institute for Standards and Technology (NIST) se esperan para la primavera del 2009 y estarán disponibles en http://www.fire.gov. Los experimentos de NIST se realizaron en condiciones limitadas de ventilación para representar un incendio real en un sótano.

Figura 2. Vigas de pisos tradicionales.
Figura 2. Vigas de pisos tradicionales.

Figura 3. Vigas doble T dañadas por el fuego desde donde cayeron las víctimas. Observe cómo el alma vertical está casi completamente consumido.
Figura 3. Vigas doble T dañadas por el fuego desde donde cayeron las víctimas. Observe cómo el alma vertical está casi completamente consumido [NIOSH 2006a].

Los bomberos que trabajan en pisos dañados por un incendio, sin importar la clase de estructura, se han caído desde los pisos debilitados y han quedado atrapados en fuego de los niveles inferiores [NIOSH 2005]. Son similares los peligros que enfrentan los bomberos que trabajan bajo sistemas de pisos dañados por el incendio debido a que pueden venirse abajo y caer encima de ellos. El siguiente es un estudio de caso de NIOSH en un sistema de pisos de madera procesada y sin protección. El piso debilitado no se podía detectar desde encima, aunque las condiciones de afuera indicaban la posibilidad de que el incendio provenía del sótano.

Estudio de casos

El 13 de agosto del 2006, un ingeniero de 55 años de edad (la víctima) murió y su compañero resultó lastimado después de haberse caído del piso que se incendiaba en una estructura residencial. La casa fue construída en 1999 y el primer piso tenía un sistema de pisos calefaccionado que consistía en un sistema de tuberías de agua caliente revestidas con un concreto liviano y sostenido por vigas de madera doble T procesada y vigas reticuladas. El sótano no estaba terminado y la parte de abajo de los costados de las vigas y el armazón de los pisos estaban expuestos. Una empresa de bomberos se encargaba del supuesto incendio del sótano mientras una compañía de escaleras llevaba a cabo una ventilación horizontal. La víctima y su socio estaban haciendo una búsqueda primaria en la planta baja. Esta estaba tapada de humo y la visibilidad era casi cero pero había poco calor por lo que la víctima y su compañero de trabajo realizaron una búsqueda por la izquierda. Tantearon el piso de baldosas de cerámica y al dar el primer paso gateando el piso se vino abajo. El compañero se cayó al otro lado de la puerta de un sótano que daba a un corredor y se escapó gateando por una ventana del sótano. La víctima se cayó en la habitación donde estaba el fuego y fue sacada de allí al día siguiente. El piso se vino abajo en aproximadamente 11 minutos después del aviso inicial al 911 [NIOSH 2006].

Controles

Para disminuir el riesgo de las personas que trabajan en pisos dañados por incendios, NIOSH recomienda que los departamentos de bomberos y los bomberos tomen las siguientes medidas: Muchas de estas medidas de prevención son de Alerta de NIOSH: Prevención de lesiones y muertes de bomberos debido a derrumbes de armazones [2005]. Las vigas de pisos de madera procesada y los armazones livianos presentan riesgos similares de deterioro.

  • Llevar a cabo una cuidadosa evaluación del fuego y comunicar los hallazgos a todo el personal en el lugar del incendio antes de ingresar al edificio. Los comandantes encargados de la operación y los oficiales de la compañía deben estar entrenados y tener experiencia en la evaluación de incendios de estructuras para evitar poner a los bomberos en situaciones de riesgo innecesarias donde deban trabajar en pisos dañados por el fuego.
  • No entre en una estructura, habitación ni en un área en donde el fuego esté directamente debajo del piso o área en donde los bomberos estén trabajando o si desconoce el lugar del fuego.
  • Nunca asuma que una estructura es segura (independientemente el tipo de construcción) si hay fuego por encima de esta.
  • Realizar inspecciones planificadas previas al incidente durante la etapa de construcción para identificar el tipo de construcción del piso. Si no se ha llevado a cabo esta planificación, dé por sentado que es muy probable que las construcciones de residencias o pequeños edificios comerciales construidos desde comienzo de los años 1990 tengan vigas de madera procesada doble T.
  • Notifíqueles a las autoridades encargadas de asignar códigos locales de la construcción los defectos de construcción que note durante la planificación. Por ejemplo, las vigas de madera procesada doble T deben ser modificadas solamente según las especificaciones del fabricante (por lo general, deben limitarse solo a cortes de la longitud de la viga y a la remoción de areas desmontables precortadas como paneles de acceso para conexión de líneas de servicio o cableado). Notifique a los encargados del edificio si encuentra alma o cordones de vigas dañados o cortados.
  • Elabore, haga que se cumplan y siga los procedimientos operativos estándares (SOP, por sus siglas en inglés) sobre cómo evaluar y combatir los incendios en edificios y todo tipo de construcciones de manera segura. Cuando son enviados a incendios en sótanos, el equipo de intervención rápida (RIT, por sus siglas en inglés) debe tener en su equipamiento una escalera portátil.
  • Ofrezca capacitación sobre la identificación de señales que indican que los sistemas de los pisos están frágiles (se sienten suaves o esponjosos, el calor se transmite por el piso, inclinados hacia abajo, etc.). Deje saber a los bomberos que todos los tipos de pisos pueden derrumbarse con poca o sin advertencia.
  • Use una cámara de imagen térmica para que le ayude a localizar el fuego debajo o en los entrepisos, pero sepa que no se puede confiar en esta cámara al evaluar la seguridad o solidez del sistema. Los bomberos deben estar entrenados en el uso de las cámaras de imagen térmica incluso en sus limitaciones y dificultades para la detección de fuego que esté ardiendo debajo de los sistemas de pisos.
  • Evacue inmediatamente y si es posible, use salidas de escape alternativas si las estructuras están frágiles debido al fuego que tienen por debajo y en las cuales estarían trabajando los bomberos.
  • Después de haberse extinguido el fuego en las estructuras con sistemas de pisos de cualquier tipo dañados por el fuego, ponga en práctica los procedimientos defensivos de revisión.
  • Forme parte en el proceso de aplicación del código de construcción y ponga énfasis en los reglamentos antiincendios en los sistemas de pisos y techos para proteger la salud y seguridad de los bomberos.

Además, NIOSH recomienda lo siguiente:

  • Las empresas de construcción y las asociaciones del gremio deben considerar proporcionar educación y capacitación a las organizaciones de bomberos sobre los peligros que estos enfrentan al extinguir fuegos que han deteriorado todo tipo de estructuras. Consulte un ejemplo de esta capacitación en http://www.woodaware.info (en inglés).
  • Los albañiles, los contratistas y los dueños deben considerar poner protección a todos los sistemas de pisos, incluidas las vigas de madera procesada, cubriendo la parte inferior de estos con materiales resistentes al fuego [Underwriters Laboratories 2008].
  • Los albañiles, los contratistas y los dueños deben considerar el empleo de sistemas de rociadores en las construcciones residenciales. El uso de rociadores reduce la probabilidad de muerte de las personas en la residencia y de los bomberos [USFA 2008].

Agradecimientos

Los colaboradores principales de esta publicación fueron Tim Merinar y Jay Tarley, NIOSH, Programa de Investigación y Prevención de Muertes de Bomberos (FFFIPP) y Robert Koedam, anteriormente con NIOSH.

Referencias (en inglés)

APA [2005]. Wood I-joist floors, fire fighters and fire. APA—The Engineered Wood Association. Tacoma, WA. Form No. TT–015B.

NIOSH [2005]. NIOSH alert: preventing injuries and deaths of fire fighters due to truss system failures. Cincinnati, OH: U.S. Department of Health and Human Services, Public Health Service, Centers for Disease Control and Prevention, National Institute for Occupational Safety and Health, DHHS (NIOSH) Publication No. 2005–132.

NIOSH [2006]. Career engineer dies after falling through floor while conducting a primary search at a residential structure fire—Wisconsin. Morgantown, WV: U.S. Department of Health and Human Services, Centers for Disease Control and Prevention, National Institute for Occupational Safety and Health, Fatality Assessment and Control Evaluation (FACE) Report F2006–26.

Straseske J, Weber C [1988]. Testing floor systems. Fire Command. June:47–48.

Weyerhaeuser [1986]. Flame penetration ratings according to ASTM test method E119 utilizing a small scale furnace. Longview, WA: Weyerhaeuser Company Fire Technology Laboratory, Report No. 665.

Underwriters Laboratories [2008]. Report on structural stability of engineered lumber in fire conditions. Northbrook, IL: Underwriters Laboratories, File No. NC9140.

USFA [2008]. USFA Position Paper—Residential fire sprinklers. United States Fire Administration, U.S. Department of Homeland Security. March 28, 2008. http://www.usfa.dhs.gov/downloads/pdf/sprinkler_position_paper.pdf

Información adicional (en inglés)

The NIOSH Alert: Preventing Injuries and Deaths of Fire Fighters due to Truss System Failures includes relevant information and prevention recommendations. Construction truss systems and engineered floor joists have similar collapse hazards associated with fire degradation. The NIOSH Alert is available at http://www.cdc.gov/niosh/docs/2005-132/

The American Forest and Paper Association (AF&PA) and the U.S. Fire Administration have developed the following Web site with information for the fire service about traditional and engineered wood products: http://www.woodaware.info/. A CD entitled Awareness Level Firefighter Training for Modern Wood Products developed in cooperation with the Illinois Fire Service Institute is available from fire@woodaware.info.

Underwriters Laboratories, with funding from the Department of Homeland Security, has developed an on-line course for fire professionals, “Structural Stability of Engineered Lumber in Fire Conditions” available at http://www.uluniversity.us/

The National Institute of Standards and Technology (NIST), Building and Fire Research Laboratory maintains a Web site with links to publications on fire safety topics: http://www.fire.nist.gov/.
Information on engineered wood I-joist research at NIST can be found at http://www.nist.gov/public_affairs/.

Posted in Incendios, Incendios Urbanos, Salud Laboral. Prevencion de riesgos | 2 Comments »

Apeos y Apuntalamientos de Emergencia

Posted by Firestation en 10/02/2017

apeos

Posted in Apeos y Apuntalamientos, Edificacion, Rescate, Tecnicas de Intervencion, Terremotos | Comentarios desactivados en Apeos y Apuntalamientos de Emergencia

Golpe de calor

Posted by Firestation en 06/02/2017

golpe-de-calor

Por James P. Knochel, MD, University of Texas, Southwestern Medical Center at Dallas;Presbyterian Hospital of Dallas

El golpe de calor (fiebre térmica, acaloramiento, termoplegía) es la hipertermia que se acompaña de una respuesta inflamatoria sistémica que produce disfunción multiorgánica y, con frecuencia, la muerte. Los síntomas incluyen temperatura > 40° C y alteración del estado mental; usualmente, no hay sudoración. El diagnóstico es clínico. El tratamiento es un refrescamiento externo rápido, reposición de líquidos IV y el apoyo necesario por las insuficiencias orgánicas.

El golpe de calor se produce cuando los mecanismos termorreguladores no funcionan y aumentan sustancialmente la temperatura central. Se activan citocinas inflamatorias y puede producirse insuficiencia multiorgánica. Las endotoxinas de la flora digestiva también pueden participar de este cuadro. La insuficiencia orgánica pueden afectar el SNC, el músculo esquelético (rabdomiólisis), el hígado, los riñones, los pulmones (síndrome de dificultad respiratoria aguda) y el corazón. Se activa la cascada de coagulación y a veces se produce una coagulación intravascular diseminada. Puede haber hiperpotasemia e hipoglucemia.

Existen 2 variantes:

  • Clásica

  • De esfuerzo

El golpe de calor clásico toma de 2 a 3 días de exposición en aparecer. Se produce durante las horas de calor de verano, en general en ancianos, personas sedentarias que no tienen aire acondicionado y, con frecuencia, con un acceso limitado a los líquidos.

El golpe de calor por esfuerzo se produce de manera súbita en personas sanas activas (p. ej., atletas, reclutas militares, trabajadores de fábricas). Un ejercicio intenso en un entorno cálido produce una carga térmica masiva y súbita que el cuerpo no puede modular. Es frecuente la rabdomiólisis; la insuficiencia renal y la coagulopatía son algo más probables y graves.

Algunas diferencias entre el golpe de calor clásico y el de esfuerzo
Características Golpe de calor clásico Golpe de calor por esfuerzo
Inicio 2–3 días Horas
En general afecta a pacientes Ancianos, personas sedentarias Personas saludables (p. ej., atletas, reclutas militares, trabajadores de fábricas)
Factores de riesgo Sin aire acondicionado durante olas de calor en el verano Ejercicio intenso, en particular sin aclimatación
Piel Caliente y seca A menudo, húmeda de sudor

Puede producirse un síndrome similar al golpe de calor después de usar ciertos fármacos (p. ej., cocaína, fenciclidina, anfetaminas, inhibidores de la monoaminooxidasa). Habitualmente es necesaria una sobredosis, pero el ejercicio y las condiciones ambientales pueden ser aditivos.

En pacientes con predisposición genética puede producirse una hipertermia maligna por la exposición a algunos anestésicos. En pacientes que toman antipsicóticos puede aparecer un síndrome neuroléptico maligno. Estos trastornos son potencialmente mortales; la hipertermia maligna tiene una tasa de mortalidad elevada.

Signos y síntomas

 

La característica distintiva es la disfunción global del SNC, que va de la confusión al delirio, las convulsiones y el coma. Son frecuentes la taquicardia (incluso con el paciente en decúbito supino) y la taquipnea. En el golpe de calor clásico, la piel está caliente y seca. En el golpe de calor por esfuerzo, la sudoración es relativamente común. En ambos casos, la temperatura es > 40°C y puede ser> 46°C.

Diagnóstico

  • Evaluación clínica, incluida medición de la temperatura central

  • Análisis de laboratorio

 

El diagóstico suele ser evidente a partir de un antecedente de ejercicio y calor ambiental. El golpe de calor se diferencia del agotamiento por calor por la presencia de:

  • Mal funcionamiento del SNC

  • Temperatura > 40°C

 

Cuando el diagnóstico de golpe de calor no es obvio, deben considerarse otros trastornos que causan un mal funcionamiento del SNC e hipertermia. Estos trastornos pueden ser los siguientes:

  • Infección aguda (p. ej., sepsis, paludismo, meningitis, síndrome del shock tóxico)

  • Fármacos

  • Síndrome neuroléptico maligno

  • Síndrome serotoninérgico

  • Estado epiléptico (interictal)

  • Accidente cerebrovascular

  • Crisis tiroidea

 

Los estudios de laboratorio incluyen hemograma completo, evaluación de y PTT, electrolitos, BUN, creatinina, Ca, CK y perfil hepático para determinar la función orgánica. Se coloca una sonda vesical para obtener orina, que se analiza para detectar sangre oculta mediante una tira reactiva y para monitorizar la diuresis. Los análisis para detectar mioglobina no son necesarios. Es deseable la monitorización continua de la temperatura central, habitualmente con una sonda rectal o esofágica.

Pronóstico

 

La mortalidad es elevada, pero varía mucho con la edad, los trastornos subyacentes, la temperatura máxima y, lo que es más importante, la duración de la hipertermia y la rapidez del refrescamiento. Aproximadamente el 20% de los supervivientes sufren una lesión cerebral residual. En algunos pacientes, persiste la insuficiencia renal. La temperatura puede ser lábil durante semanas.

Tratamiento

  • Refrescamiento intensivo

  • Solución salina IV normal enfriada

 

Lo más importante es el reconocimiento rápido y el refrescamiento intensivo y eficaz. Se prefieren los métodos de refrescamiento que no produzcan escalofríos ni vasoconstricción cutánea, aunque las toallas mojadas con hielo y la inmersión en agua con hielo son eficaces.

Técnicas de refrescamiento

 

El refrescamiento mediante evaporación es cómodo y conveniente, y algunos expertos consideran que es el método más rápido. Durante este proceso, se humedece continuamente a los pacientes con agua, y la piel se abanica y se masajea para favorecer el flujo sanguíneo. Lo mejor es una manga con un rociador y ventiladores grandes y pueden usarse para grupos grandes de personas en el campo. Es adecuada agua tibia (p. ej., 30°C) porque la evaporación produce refrescamiento; el agua fría o helada no es necesaria. También puede usarse en el campo la inmersión en agua fría en un estanque o en un arrollo.

 

Se pueden usar paquetes de hielo aplicados en las axilas y las ingles, pero no como único método de refrescamiento. En los casos potencialmente mortales, se ha propuesto envolver al paciente en hielo, con una estrecha monitorización, para reducir rápidamente la temperatura central.

Otras medidas

 

El paciente es ingresado en una UTI y se comienza la hidratación IV con solución salina al 0,9% como en el agotamiento por calor. En teoría, de 1 a 2 L de solución salina IV al 0,9% enfriada a 4°C, como se utiliza en los protocolos para inducir hipotermia después de un paro cardíaco, también puede ayudar al refrescamiento. Se trata la disfunción de otros órganos y la rabomiólisis (véase en otra parte Del Manual). Se pueden usar benzodiazepinas inyectables (p. ej., loracepam, diacepam) para prevenir la agitación y las convulsiones (que aumentan la producción de calor); pueden producirse convulsiones durante el enfriamiento. Como es posible que haya vómitos con aspiración del contenido gástrico, pueden ser necesarias medidas para proteger las vías aéreas. Los pacientes muy agitados pueden precisar relajantes musculares y ventilación mecánica.

 

Pueden ser necesarias plaquetas y plasma fresco congelado para la coagulación intravascular diseminada grave. La administración de NaHCO3 IV para alcalinizar la orina puede ayudar a prevenir la nefrotoxicidad si hay mioglobinuria. Pueden requerirse sales de calcio intravenosas para tratar la cardiotoxicidad hipercalémica. Los vasoconstrictores que se utilizan para tratar la hipotensión pueden reducir la pérdida calórica. Puede ser necesaria una hemodiálisis. Los antipiréticos (p. ej., paracetamol) no son útiles. Para tratar la hipertermia maligna inducida por anestésicos se utiliza dantroleno, pero no ha resultado útil en otras causas de hipertermia grave.

Agotamiento por calor

El agotamiento por calor es un síndrome clínico sin riesgo mortal que cursa con debilidad, malestar, náuseas, síncope y otros síntomas inespecíficos producidos por la exposición al calor. La termorregulación no está alterada. Se deben reponer líquidos y electolitos por vía intravenosa.

El agotamiento por calor (agotamiento térmico, postración por calor, postración térmica; a veces llamado también “insolación”) se debe a un desequilibrio de agua y electrolitos causado por exposición al calor, con o sin ejercicio.

Rara vez, el agotamiento por calor grave después de un trabajo pesado puede complicarse con rabdomiólisis, mioglobinura, insuficiencia renal aguda y coagulación intravascular diseminada.

Signos y síntomas

 

Con frecuencia, los síntomas son imprecisos y los pacientes pueden no darse cuenta de que la causa es el calor. Los síntomas pueden incluir debilidad, mareo, cefaleas, náuseas y, a veces, vómitos. Es usual el síncope por estar de pie períodos prolongados bajo el calor (síncope por calor) y puede simular un trastorno cardiovascular. En el examen físico, los pacientes tienen aspecto cansado y habitualmente están sudorosos y taquicárdicos. En general, el estado mental es normal, al contrario que en el golpe de calor (fiebre térmica, acaloramiento, termoplegía). La temperatura en el agotamiento por calor habitualmente es normal, y cuando está elevada no supera los 40° C.

Diagnóstico

  • Evaluación clínica

 

El diagnóstico es clínico y requiere exclusión de otras posibles causas (p. ej., hipoglucemia, síndrome coronario agudo, diversas infecciones). Las pruebas de laboratorio se realizan sólo si es necesario para descartar estos trastornos.

Tratamiento

  • El reemplazo de electrolitos y líquidos IV

El tratamiento supone trasladar a los pacientes a un entorno fresco, hacer que se acuesten y administrar tratamiento de reposición de líquidos y electrolitos IV, habitualmente una solución salina al 0,9%; la rehidratación oral no aporta los electrolitos suficientes. La velocidad y el volumen de la rehidratación están guiados por la edad, los trastornos subyacentes y la respuesta clínica. Con frecuencia, es adecuada la reposición de 1 a 2 L a una velocidad de 500 mL/h. Los pacientes ancianos y los que tienen trastornos cardíacos pueden precisar tasas sólo ligeramente menores; en aquellos en los que se sospecha una hipovolemia, pueden ser necesarias velocidades mayores en un inicio. No son necesarias medidas de refrescamiento externo. Sin embargo, si los pacientes con agotamiento por calor tienen una temperatura central de 40° C, deben tomarse medidas para reducirla.

Calambres por calor

Los calambres por calor son contracciones inducidas por el ejercicio que se producen en un ambiente cálido o después de una actividad física.

El esfuerzo puede inducir calambres en un clima frío, pero estos no se relacionan con la temperatura y es probable que reflejen la falta de entrenamiento. Por el contrario, los calambres por calor pueden aparecer en personas bien entrenados que sudan de manera profusa y restituyen el agua perdida pero no la sal, lo que produce hiponatremia. Los calambres por calor son frecuentes en:

  • Trabajadores manuales (p. ej., personal de salas de máquinas, trabajadores del acero, mineros)

  • Reclutas militares

  • Atletas

Los calambres son súbitos y habitualmente se producen en los músculos de los miembros. El dolor intenso y el espasmo carpopedio pueden incapacitar las manos y los pies. La temperatura es normal y los demás hallazgos son poco importantes. Por lo general, el calambre dura de minutos a horas. El diagnóstico se realiza por anamnesis y evaluación clínica.

Tratamiento

 

Los calambres pueden aliviarse de inmediato mediante un estiramiento pasivo firme del músculo afectado (p. ej., flexión plantar en un calambre de la pantorrilla). Se deben reponer líquidos y electrolitos VO (1 a 2 L de agua que contenga 10 g [2 cucharaditas de té rasas] de sal o cantidades suficientes de una bebida deportiva comercial) o IV (1 a 2 L de solución salina 0,9%). Un entrenamiento adecuado, la aclimatación y el tratamiento apropiado del equilibrio salino ayudan a prevenir los calambres.

 

http://www.merckmanuals.com

manual merck

Posted in Prevencion, Primeros Auxilios, Salud Laboral. Prevencion de riesgos | Comentarios desactivados en Golpe de calor

Proyecto Esfera. Manual de Esfera, Carta Humanitaria y normas mínimas para la respuesta humanitaria.

Posted by Firestation en 25/01/2017

proyecto esfera

logo-esfera

Posted in Desastres Naturales, Manuales, Proteccion civil, Tecnicas de Intervencion | 2 Comments »

Lesiones por electricidad

Posted by Firestation en 19/01/2017

riesgo electrico

Por Mary Ann Cooper, MD, University of Illinois at Chicago

Una lesión eléctrica es un daño causado por una corriente eléctrica de origen artificial que atraviesa el cuerpo. Los síntomas pueden consistir en quemaduras de piel, arritmias cardíacas y paro respiratorio. El diagnóstico se realiza por los antecedentes, por criterios clínicos y por un estudio de laboratorio selectivo. El tratamiento es sintomático, con anteción intensiva de las lesiones graves.

Aunque las lesiones eléctricas accidentales que se producen en el hogar (p. ej., por tocar un enchufe o por una descarga de un pequeño electrodoméstico) rara vez provocan lesiones o secuelas significativas, la exposición accidental a corrientes de alto voltaje provoca unas 400 muertes cada año en los Estados Unidos.

Fisiopatología

 

Según la docencia tradicional, la gravedad de la lesión eléctrica depende de los seis factores de Kouwenhoven:

  • Tipo de corriente (continua [CC] o alterna [CA])

  • Voltaje y amperaje (ambos son mediciones de la potencia de la corriente)

  • Duración de la exposición (una exposición más prolongada incrementa la gravedad de la lesión)

  • Resistencia del cuerpo

  • Recorrido de la corriente (que determina el daño de los tejidos específicos)

 

Sin embargo, la potencia del campo eléctrico, un concepto más moderno, parece predecir la intensidad de la lesión con mayor precisión.

Factores de Kouwenhoven

 

La CA cambia de dirección con una frecuencia determinada y constante, y es la usada en la red eléctrica domética de los Estados Unidos y Europa, mientras que la CC fluye constantemente en la misma dirección y es la corriente de las baterias comunes. Los desfibriladores y los cardioversores en general usan CC. La forma en que la CA afecta al cuerpo depende principalmente de su frecuencia. En los hogares de los Estados Unidos y Europa se usa una CA de baja frecuencia (60 y 50 Hz respectivamente), que puede ser más peligrosa que la CA de alta frecuencia y que es 3 a 5 veces más peligrosa que la CC del mismo voltaje y amperaje. Una CA de baja frecuencia produce una contracción muscular extensa (tetania) prolongada que puede paralizar la mano sobre la fuente y prolongar así la exposición. La CC tiene más probabilidades de provocar una única contracción convulsiva que, a menudo, aleja a la víctima de la fuente de la corriente.

 

Habitualmente, tanto para la CA como para la CC, cuanto mayor sea el voltaje (V) y el amperaje, mayor será la lesión eléctrica que se produzca (para una duración igual de la exposición). La corriente doméstica de los Estados Unidos es de 110 V (enchufe eléctrico estándar) y 220 V (grandes dispositivos como secadoras). Las corrientes de alto voltaje (> 500 V) tienden a provocar quemaduras profundas y las de bajo voltaje (110-220 V) tienden a ocasionar tetania muscular y parálisis sobre la fuente de la corriente. El umbral para percibir una CC que entre por la mano es de 5-10 mA. El amperaje máximo que puede provocar la contracción de la musculatura flexora del brazo pero permite soltar la mano de la fuente de alimentación se conoce como corriente de sacudida. Esta corriente varía según el peso y la masa muscular. Para un varón medio de 70-kg, esta corriente es de unos 75 mA para la CC y 15 mA para la CA.

 

Una CA de bajo voltaje de 60-Hz que se desplace a través del tórax durante una fracción de segundo puede provocar una fibrilación ventricular con amperajes de tan sólo 60 a 100 mA; para la CC, se necesitan aproximadamente 300 a 500 mA. Si la corriente tiene una vía directa hacia el corazón (p. ej., a través de un catéter cardíaco o de los electrodos de un marcapasos), menos de 1 mA (CA o CC) puede provocar una fibrilación ventricular.

La cantidad de energía calórica disipada es igual a amperaje2× resistencia × tiempo; así, para cualquier corriente y duración dadas, el tejido que tenga la resistencia más alta tiende a sufrir el máximo daño. La resistencia corporal (medida en ohms/cm2) depende principalmente de la piel. El grosor de la piel y su sequedad aumentan la resistencia; una piel seca, intacta y bien queratinizada alcanza un promedio de 20.000 a 30.000 ohms/cm2. En la palma de la mano o la planta del pie con callosidades importantes, la resistencia puede llegar a ser 2 a 3 millones ohms/cm2; en un piel fina y húmeda, la resistencia es 500 ohms/cm2. La resistencia de la piel lesionada (p. ej., con cortes, abrasiones, pinchazos de aguja) o de las mucosas húmedas (p. ej., en la boca, el recto, la vagina) puede ser tan sólo de 200 a 300 ohms/cm2. Si la resistencia de la piel es baja, las quemaduras de la piel son menos extensas o ausentes, pero puede haberse disipado más energía eléctrica en los órganos internos. Por tanto, ni la ausencia ni la intensidad de las quemaduras externas predicen la ausencia o la gravedad de una lesión por electricidad.

El daño en los tejidos internos depende también de su resitencia, además de la densidad de la corriente (corriente por unidad de superficie; la energía se concentra cuando la misma corriente fluye a través de una superficie más pequeña). Por ejemplo, a medida que la energía eléctrica fluye por un brazo (principalmente a través de los tejidos de menor resistencia como el músculo, los vasos y los nervios), la densidad de la corriente aumenta en las articulaciones debido a que una proporción significativa de la superficie transversal de la articulación está formada por tejidos de una resistencia mayor (como el hueso, los tendones), con lo que disminuye la superficie de tejido de resistencia más baja; por tanto, el daño de los tejidos de resistencia más baja tiende a ser más grave en las articulaciones.

La trayectoria de la corriente a través del cuerpo determina las estructuras que se lesionarán. Como la CA invierte continuamente su dirección, los términos que se usan de “entrada” y “salida” son inapropiados; es más preciso decir “fuente” y “tierra”. La mano es el punto de fuente más frecuente, seguida de la cabeza. Los pies son el punto de tierra más frecuentes. La corriente que vieja de un brazo al otro o que va de un brazo al pie a menudo atraviesa el corazón y puede provocar una arritmia. Esta corriente tiende a ser más peligrosa que una que vaya de un pie hacia el otro. La corriente en la cabeza puede dañar el SNC.

Potencia de un campo eléctrico

 

La potencia de un campo eléctrico determina el grado de lesión tisular. Por ejemplo, 20.000 volts (20 kV) distribuidos en el cuerpo de un hombre de 1,8 m de estatura producen una potencia de campo de unos 10 kV/m. De igual modo, si se aplica 110 V sólo a 1 cm (p. ej., a través de los labios de un niño pequeño) se consigue una fuerza de campo similar de 11 kV/m; esta relación explica por qué una lesión de bajo voltaje puede provocar lesiones tisulares similares a las de alto voltaje aplicadas en una zona mayor. Por el contrario, cuando se tiene en cuenta el voltaje en lugar de la fuerza del campo eléctrico, lesiones eléctricas menores o triviales pueden técnicamente clasificarse como de alto voltaje. Por ejemplo, la descarga recibida por arrastrar los pies en una moqueta en invierno implica miles de voltios, pero produce lesiones intrascendentes.

 

El efecto del campo eléctrico puede causar daño en la membrana celular (electroporación) incluso cuando la energía es insuficiente como para provocar daño térmico.

Patología

 

La aplicación de una fuerza de campo eléctrico baja produce una sensación inmediata y desagradable (de recibir una “descarga”), pero rara vez provoca una lesión grave o permanente. La aplicación de una fuerza de campo eléctrico alta puede causar un daño térmico o electroquímico a los tejidos internos con hemólisis, coagulación de las proteínas, necrosis por coagulación de los músculos y avulsión de músculos y tendones. Las lesiones producidas por una fuerza de campo eléctrico alta dan lugar a edema masivo que va a provocar síndromes compartimentales a medida que las venas se coagulen y los músculos se inflamen. El edema masivo también puede provocar hipovolemia e hipotensión. La destrucción muscular puede dar lugar a rabdomiólisis y mioglobinuria. La mioglobinuria, la hipovolemia y la hipotensión aumentan el riesgo de insuficiencia renal aguda. También pueden producirse alteraciones electrolíticas. Las consecuencias de una disfunción orgánica no siempre se correlacionan con la cantidad de tejido destruido (p. ej., puede haber una fibrilación ventricular con una destrucción tisular relativamente pequeña).

Signos y síntomas

 

Las quemaduras pueden estar muy bien delimitadas sobre la piel, incluso cuando la corriente penetre de manera irregular en los tejidos más profundos. Pueden producirse contracciones musculares involuntarias intensas, convulsiones, fibrilación ventricular o paro respiratorio debidos a daño en el SNC o a una parálisis muscular. El daño cerebral, de la médula espinal y los nervios periféricos puede producir un déficit neurológico. El paro cardíaco puede producirse sin quemaduras en los accidentes que tienen lugar en el baño (cuando una persona mojada [tierra] entra en contacto con un circuito de 110 V ;p. ej., por un secador de pelo o una radio).

 

Los niños pequeños que chupan o muerden cables eléctricos pueden quemarse la boca y los labios. Estas quemaduras pueden provocar deformaciones estéticas y alterar el crecimiento de los dientes, la mandíbula y el maxilar. La hemorragia de la arteria labial, que se produce cuando se cae una escara 5 a 10 días después de la lesión, se presenta hasta en el 10% de niños.

 

La descarga eléctrica provoca una contracción muscular potente o una caída (p. ej., desde una escalera o tejado) y provoca luxaciones (la descarga eléctrica es una de las pocas causas de luxación posterior del hombro), fracturas vertebrales o de otro tipo, lesiones en órganos internos y pérdida de conciencia.

Diagnóstico

  • Examen de pies a cabeza

  • A veces ECG, medición de enzimas cardíacas y análisis de orina

 

Una vez alejada de la corriente, debe evaluarse si la persona sufrió paro cardíaco y respiratorio. De ser necesario, se procede a la reanimación. Después de la reanimación inicial, se explora al paciente de la cabeza a los pies.

 

Los pacientes asintomáticos que no sean mujeres embarazadas, sin cardiopatías conocidas y que hayan estado expuestos sólo brevemente a una corriente doméstica no suelen tener lesiones internas o significativas y pueden ser dados de alta. En los demás pacientes deben considerarse un ECG, un hemograma, la medición de las enzimas cardíacas y un análisis de orina (en especial, para comprobar la mioglobinuria). Los pacientes con alteraciones de conciencia pueden requerir una TC o RM.

Tratamiento

  • Desconección de la corriente

  • Reanimación

  • Analgesia

  • A veces, monitorización cardíaca durante 6 a 12 horas

  • Cuidado de las heridas

Atención prehospitalaria

 

La prioridad es romper el contacto entre la víctima y la fuente de energía, desconectándolo de la corriente (p. ej, utilizando un disyuntor o interruptor, o desconectando el dispositivo de la toma de corriente). Las líneas de energía de alto y bajo voltaje no siempre se diferencian con facilidad, en particular en el exterior. PRECAUCIÓN: si las líneas de energía pueden ser de alto voltaje, no debe intentarse desenganchar a la víctima hasta que se haya desconectado de la corriente.

Reanimación

 

Los pacientes son reanimados mientras son evaluados. Se trata el shock, el cual puede ser consecuencia del traumatismo o de quemaduras masivas. Las fórmulas estándares para la reanimación con líquido en caso de quemaduras cutáneas subestiman las necesidades de líquidos en las quemaduras eléctricas, por lo que no se utilizan. En su lugar, se titulan los líquidos para mantener una diuresis adecuada (alrededor 100 mL/h en adultos y 1,5 mL/kg/h en niños). Para la mioglobinuria, es necesario alcalinizar la orina y mantener una diuresis adecuada para disminuir el riesgo de insuficiencia renal. El desbridamiento quirúrgico de grandes cantidades de tejido muscular ayuda a disminuir la insuficiencia renal mioglobinúrica.

 

El dolor de una quemadura eléctrica se trata ajustando oportunamente los opiáceos IV.

Otras medidas

 

Los pacientes asintomáticos que no sean mujeres embarazadas, sin cardiopatías conocidas y que hayan estado expuestos sólo brevemente a una corriente doméstica no suelen tener lesiones internas o significativas y pueden recibir el alta. La monitorización cardíaca durante 6 a 12 horas está indicada en los siguientes casos:

  • Arritmias

  • Dolor de pecho

  • Cualquier sugerencia de daño cardíaco

  • Embarazo (posiblemente)

  • Trastorno cardíaco conocido (posiblemente)

 

Es necesario administrar la profilaxis apropiada contra el tétanos (ver Botulismo de la lactancia : Prevención) y el cuidado tópico de las quemaduras. El dolor se trata con analgésicos.

 

Todos los pacientes con quemaduras eléctricas significativas deben derivarse a una unidad especializada del quemado. Los niños pequeños con quemaduras en los labios deben ser enviados a un ortodoncista pediátrico o a un cirujano maxilofacial familiarizado con este tipo de lesiones.

Prevención

 

Los dispositivos eléctricos que tocan o pueden estar en contacto con el cuerpo deben estar debidamente aislados, con toma de tierra e incorporados a circuitos que contengan un equipo protector con disyuntores. Los disyuntores de circuito con toma de tierra, que se activan con pérdidas de corriente hacia el suelo de tan sólo 5 mA, son eficaces y fáciles de utilizar. Los protectores de enchufes reducen el riesgo en los hogares con bebés o niños pequeños.

http://www.merckmanuals.com

manual merck

Posted in Primeros Auxilios, Riesgo Electrico | 2 Comments »

 
A %d blogueros les gusta esto: